Esto se debe a la aceleración del ritmo de estrés de la vida profesional y alto costo del tratamiento de los problemas sexuales psicológicos comprar-rx.online
Inicio Articulos Politica Mundo


Kim II Sung y el Che, comandants revolucionarios

E-mail Imprimir PDF
Usar puntuación: / 0
MaloBueno 

Jorge Luis UbertalliMemoria histórica

"De los países socialistas que visitamos personalmente, Corea es uno de los más extraordinarios. Quizás el que nos impresionara más de todos ellos.(…) Todo lo que se pueda contar de Corea parece mentira.(…) Sumado a eso que en la retirada (los norteamericanos) lo destruían todo, podemos decir que Corea del Norte es un país que se hizo de muertes. (…)

Pero lo que más impresiona es el espíritu de ese pueblo. Es un pueblo que salió de todo esto tras una dominación japonesa de treinta años, de una lucha violenta contra la dominación japonesa, sin tener siquiera un alfabeto.(…) Es realmente el ejemplo de un país que gracias a un sistema y a dirigentes extraordinarios, como es el Mariscal Kim Il Sung, ha podido salir de las desgracias más grandes para ser hoy un país industrializado…"- expresaba el Che el 6 de enero de 1961. (*La Ayuda del bloque socialista* en " El Socialismo y el Hombre Nuevo", Siglo XXI Nuestra América, 1986(sexta edición).

che kim

Por su parte, en las Obras del Comandante Kim Il Sung  se transcriben las palabras de tristeza del líder coreano ante la caída en combate del Che en Bolivia. Ambos fueron Comandantes revolucionarios, comunistas, y ambos sostuvieron una lucha a muerte contra el imperialismo – japonés y norteamericano el uno- y norteamericano y sus compinches, el otro. El Comandante Ernesto Guevara fue asesinado, ya herido, por militares bolivianos al servicio de la CIA el 9 de octubre de 1967. El Comandante Kim Il Sung, quien dirigió y llegó a ver en todo su esplendor la construcción del socialismo en su país, falleció el 8 de julio de 1994.

El Che y el Comandante Kim Il Sung

Ambos fueron revolucionarios integrales y combatientes experimentados en las guerrillas contra Batista y Japón, respectivamente.  Y coincidieron en relación con la construcción del socialismo en transición a una sociedad comunista en cuanto:- la lucha contra la burocracia;- el internacionalismo revolucionario;- el considerar al pueblo, fundamentalmente la clase trabajadora, como la palanca fundamental en cuanto a la dirección correcta de la revolución en cada uno de los países donde cumplieron funciones dirigenciales, Cuba y la RPDC;- la importancia fundamental de la conciencia y la motivación ideológica en cuanto a la construcción del socialismo, el papel fundamental del colectivismo y la moral comunista en relación con la erección y el desarrollo de la nueva sociedad.

Pero lo menos conocido es la similitud de pensamientos en cuanto al modelo teórico-práctico aplicado en la construcción del socialismo en cada uno de los países donde les tocó combatir.

En relación con la industrialización en Cuba (ver página 161/162 del “Socialismo y el Hombre en Cuba”, ya citado más arriba) el Che, Ministro de Industrias,  sostenía:  “Nosotros adolecimos de un defecto parecido al que apuntamos hace un rato a los compañeros del sector azucarero y trabajadores: no fuimos a las masas. Hicimos un plan de laboratorio. Calculamos la capacidad instalada. Calculamos la producción. Vimos lo que podíamos aumentar. Ese fue nuestro plan de trabajo, que yo he hecho público hoy, en el que las metas no han salido, porque precisamente eran experimentales, pero que tenían ese defecto. Hoy lo vemos claramente: no participó la masa en la concepción del plan, y el plan donde la masa no participe es un plan que está amenazado seriamente de fracaso”.(…) “ Nosotros fracasamos en nuestro intento de poner toda nuestra capacidad instalada a producir porque no tuvimos la materia prima suficiente y porque no bajamos suficientemente a la masa para discutir nuestros planes, aún nuestros planes limitados”.

El Comandante Kim Il Sung, un año más tarde, ya fundador y Jefe indiscutido de la RPDC, aclaraba:  “La planificación es uno de los asuntos más importantes en la administración de la economía socialista. Para mejorarla hay que tener en cuenta, de manera correcta, todos los factores que intervienen en la producción, tales como el estado de los equipos y el suministro de materiales, la fuerza de trabajo y el nivel técnico de los trabajadores. Y ¿Quiénes pueden conocer mejor que nadie esos factores?. Los obreros, que toman parte directamente en la producción. Ellos saben bien cual es el estado de los equipos en su fábrica, si la materia prima se suministra bien o no y si ellos son hábiles o torpes en el manejo de las máquinas. Si no se consulta con los que toman parte directamente en la producción, y sólo se hacen cálculos en el escritorio, de ninguna manera será posible elaborar un plan ajustado a la realidad. El manual de Economía Política que usamos actualmente establece varias condiciones para asegurar la planificación, pero no pone de relieve el problema de aplicar en ella la línea de masas. Creemos que es necesario preparar un nuevo texto de Economía, basado en esta línea”. (Kim Il Sung, “Sobre la Administración de la Economía Socialista”-*Sobre un mayor desarrollo del sistema de trabajo Dean*, página 173, Ediciones de Lenguas Extranjeras, Pyongyang, Corea, 1992). Y agregaba: “Alguna gente alega que los obreros son propensos a realizar solamente trabajos fáciles. Esta es una idea errónea, que expresa una carencia de fé en el espíritu revolucionario de ellos.(…) una vez que a los obreros se les hagan comprender claramente las cosas, podrán idear las medidas para comprender todos los problemas…”.

La confianza en los trabajadores como “destacamento principal en la construcción del socialismo y el comunismo” tal como lo definió el Comandante Kim Il Sung, se homologó con el pensamiento y la acción del Che. En la Reunión Nacional de Producción del 27 y 28 de agosto de 1961, el Che, Ministro de Industrias de Cuba socialista, sostenía: “El Ministerio de Industrias es una organización vertical, que cuenta en su base con la gran masa de la población trabajadora en Cuba. Digo que es vertical porque necesariamente en este tipo de organización debe haber una dirección centralizada capaz de tomar decisiones, pero al mismo tiempo debe ser profundamente democrática, porque es la única forma en que los planes pueden ser llevados a las masas, discutidos por las masas, aprobados por las masas y después puede existir entonces la participación de las masas en la elaboración, en la conducción del Plan. Nosotros en ningún momento hemos quitado el cuerpo a esta comunión con las masas, pero sí ha habido un poco de falta de coordinación; falta la coordinación que ha ocurrido, y es necesario decirlo, de las dos partes. El Ministerio muchas veces ha dado órdenes sin consultar con las masas, ha ignorado prácticamente los sindicatos y ha ignorado la gran masa obrera. En otros casos, los sindicatos y hasta las Federaciones han tomado decisiones de tipo muy revolucionario a veces, y otras veces no tan revolucionario, sin consultar con la dirección en absoluto. A veces en el Ministerio nos enteramos de decisiones de la clase obrera que afectan o pueden afectar profundamente a la producción, que se han tomado sin la más mínima discusión con la dirección del Ministerio. Aquí es donde tenemos que trabajar más, donde tenemos que trabajar en conjunto, para que se pueda realizar, por fin, una comunión completa del Ministerio con las masas obreras y un trabajo conjunto con una delimitación precisa de los campos de modo tal que se pueda dar el empujón que falta a la planificación en el país”.

De esta Reunión… salió la Asociación Nacional de Innovadores y Racionalizadores de Cuba, consagrada el 8 de octubre de 1976, teniendo en cuenta las resoluciones del XIII Congreso de la Asociación de Trabajadores de Cuba (CTC), celebrada en 1973, cuyo Presidente de Honor fue el Che, caído en combate 9 años antes en Bolivia. En aquella Reunión… de agosto de 1961, el Che sentó estas bases de la creatividad y decisión obrera de llevar adelante la Revolución socialista a cualquier precio.  Previo informe sobre las situaciones negativas generadas en la producción por falta de materias primas, de piezas y descoordinación entre entes gubernamentales macro, y específicos, directamente ligados a la producción, el Che expuso:  “En las piezas de repuesto se ha hecho el primer contacto realmente efectivo con las masas obreras, y la primer campaña de emulación organizada dio resultados realmente maravillosos. Fuimos a construir los Comités de Piezas que llegaron a la base, y de esta forma, con la emulación de todos y con el trabajo de todos los obreros de todas las fábricas del país, se han resuelto innúmeros problemas. De tal manera, que al Comité Superior de Piezas de Repuesto, a nivel Ministerial, llegan ya solamente los problemas que no se pueden resolver en los distintos escalones, para ver si se pueden resolver todavía dentro del país o si ya hay que salir a buscarlos fuera. El trabajo todavía no está organizado del todo, pero cada vez ha ido superando, incluso, nuestras esperanzas, y es uno de los logros que puede este Ministerio mostrar con orgullo; y, naturalmente, no es el logro del Ministerio, sino que es el logro de la comunión con la masa obrera, de hacer que la participación de la masa obrera sea fundamental para la conducción del país. En este momento estamos estudiando una segunda campaña de emulación, basada en parecidas características, y que tendrá por nombre: «Construya su propia máquina.» Es decir, tomar a los obreros, a los técnicos de mayor categoría y de más empuje revolucionario, porque también hay que tener empuje revolucionario para esto, y crear equipos de trabajo que vayan copiando todas las máquinas que hay en el país, reproduciéndolas y aumentando nuestro equipamiento industrial con los materiales que existan en el país, cuando no se pueda otra cosa, comprando algunos para completar maquinarias nuevas. Es ya la tarea que va a separar nuestra lucha pasiva por mantener la máquina andando con la pieza de repuesto, y nuestra lucha activa correspondiente a un nuevo escalón en el desarrollo de la producción, con los obreros y técnicos cubanos construyendo las máquinas para producir más en el país. “. Mas que claro resulta que este pensamiento y el desarrollo basado en las propias fuerzas planteado desde el inicio de su actividad revolucionaria por el Comandante Kim Il Sung- que ha sido caracterizado como el Zuche o Juche- se ubican en la misma sintonía.

La base fundamental de la construcción socialista

Todos conocemos directa o indirectamente el pensamiento del Che sobre el estímulo moral como elemento fundamental para construir el socialismo en Cuba, y las polémicas suscitadas al respecto en cuanto a la contradicción: estímulo moral –estímulo material. Pero no es muy conocida la posición del Comandante Kim Il Sung en torno a esta cuestión. En la Charla con trabajadores del sector financiero llevada a cabo el 31 de octubre de 1968, un año después de la muerte del Che, el Comandante Kim Il Sung exponía:  “En la sociedad socialista las finanzas se destinan a asegurar el equilibrio de la reproducción ampliada, desarrollar la producción a un alto ritmo permanente y elevar de manera sistemática la vida del pueblo, mientras que distribuyen gran parte del producto social global y de la renta nacional entre todos los sectores de la economía nacional. Al mismo tiempo, el Estado socialista ejerce la función de control financiero sobre las actividades administrativas de los organismos y empresas. Este control contribuye grandemente a lograr que todos los sectores de la economía nacional utilicen con eficiencia la mano de obra y los materiales, cumplan y sobrecumplan los planes, aumenten de manera sistemática la acumulación estatal, así como amplíen y desarrollen la propiedad socialista.” (…)

“Las finanzas deben manejarse según preconiza nuestra idea Zuche, que es la mas correcta guía directiva, marxista-leninista, de la revolución coreana, y su encarnación, la política de nuestro Partido, así como administrarse ateniéndose con rigor al sistema de trabajo Dean (1), implantado por éste. Solo cuando uno se imbuye de la ideología única de nuestro Partido y establece el Zuche en el manejo de las finanzas, puede lograr que ellas sirvan magníficamente a nuestra revolución y construcción. No debe suceder que mire sólo a otros países, perdiendo el Zuche, empapado en el servilismo a las grandes potencias. En el sector financiero se debe rechazar este servilismo y prevenir de manera definitiva la penetración del revisionismo”. (“Kim Il Sung, “Sobre algunos principios de la administración financiera socialista”, volumen ya citado más arriba, página 266).  Y acotaba. “En cierto país se aplican la liberalización de las actividades empresariales y la descentralización de la administración económica, que permiten a las localidades y empresas trazar por sï mismas los planes y disponer, a su libre albedrío, de las ganancias, lo que, en definitiva, no es más que el método administrativo de la economía capitalista. En la sociedad socialista deben observarse sus propias leyes económicas; si estas se infringen, no puede acelerarse con éxito la construcción socialista. La economía debe manejarse necesariamente de acuerdo con la exigencia de estas leyes y con sus propios métodos, pues si se introducen métodos capitalistas puede destruirse.”

Luego de definir la forma de hacer coincidir la acumulación y el consumo popular y criticar el aumento del precio de las mercancías a fín de obtener recursos del Estado a costa del consumo necesario del pueblo, el Comandante Kim Il Sung, refiriéndose al tema estímulo material- estímulo moral, sostenía: “ Entonces  ¿Qué deben hacer para cumplir de manera consecuente todas estas tareas que se plantean ante el sector financiero? Hay que priorizar con seguridad el trabajo político, como ocurre en todos los demás sectores. Lo más importante es concientizar a las personas en el plano político e ideológico, de suerte que movilicen de manera voluntaria y activa todas las posibilidades y recursos. Si, por el contrario, tratan de ponerlas en acción sólo a fuerza de dinero, esto resulta muy peligroso y, además, es imposible alcanzar éxitos en el trabajo, trayendo solo el reblandecimiento de ellas.  Cuando combatimos durante 15 años, arma en mano, al imperialismo japonés, atravesando las montañas, no hubo ninguno que lo hiciera esperando una recompensa. Tanto en la labor revolucionaria como en la construcción, el factor definitivo de la victoria y los éxitos lo constituyen la disposición política y el fervor consciente de los trabajadores que quieren servir con abnegación a la Patria y al pueblo. Por tanto, sólo si se prioriza el trabajo político para elevar la conciencia comunista de las personas y estimular su fervor consciente, pueden registrarse innovaciones y avances ininterrumpidos mediante la máxima movilización de los recursos y posibilidades. El prestar fundamental atención sólo al estímulo material, es una expresión de revisionismo y esto es muy peligroso” (…) “El estímulo material se asegura bastante con la estricta observación del principio de distribución socialista (según el trabajo realizado, N.de R.), y si se rebasa este límite se fomentará el egoísmo entre los hombres. Uno de los problemas más importantes en la construcción del socialismo y el comunismo consiste en oponerse al egoísmo dejado por la vieja sociedad y elevar el fervor consciente de los hombres…” ( volumen ya citado, páginas 284/285).

Conclusiones

El Che y Kim Il Sung fueron grandes internacionalistas. El Che lo demostró en su práctica y su muerte significó la mayor ofrenda internacional que pueda concretar un revolucionario a sus hermanos oprimidos y explotados de todo el mundo. El Comandante Kim Il Sung también lo fué, no solo cuando combatió junto a las tropas chinas al Japón imperial en el mismo territorio chino (Manchuria), sino cuando sostuvo que era un deber el enviar cuadros internacionalistas coreanos a combatir en Vietnam, o a proveer de armamento y asesores a revolucionarios antiimperialistas y socialistas de Cuba, Nicaragua Sandinista, movimientos árabes y otros.

Sus vidas se hallan unidas por el combate integral al opresor, con armas, con ideas y con voluntad revolucionaria. El Ejército de Liberación Nacional de Bolivia homologó a Ejército Popular Revolucionario de Corea, que combatió al imperialismo japonés, en sus primeros pasos, con armamento casero, cuchillos, lanzas y cañones de ruido.

En la construcción del socialismo en cada uno de sus países, Cuba y la República Popular Democrática de Corea, ambos se esforzaron por eliminar las viejas ideas capitalistas de egoísmo, chauvinismo, sujeción a los poderosos y, fundamentalmente y a través de métodos no tan distintos, a dominar la ley del valor, sine qua non de la economía capitalista, y sus categorías de mercancías, mercado,  y ley de oferta y demanda, que no es otra cosa que lucrar y extorsionar al que tiene una necesidad en beneficio de aquel que se la puede satisfacer. Ambos lucharon para salir del reino de la necesidad y arribar al reino de la libertad, en una sociedad sin explotadores ni explotados, socialista en transición al comunismo.

Si bien la lectura del Che en Nuestra América es bastante común entre los militantes y simpatizantes de la izquierda y el nacionalismo revolucionario, los trabajos de Kim Il Sung son desconocidos prácticamente para muchos, y se hace necesario difundirlos y analizarlos. El Che cayó en combate, pero la Cuba Socialista se yergue contra viento y marea. Y la República Popular Democrática de Corea, la patria de Kim Il Sung, avanza en su camino socialista venciendo dificultades y agresiones sin fín del imperialismo y sus compinches. El volumen citado, “Sobre la Administración de la Economía Socialista”, de Kim Il Sung, debería ser estudiado por los revolucionarios de Nuestra América a fin de ayudar al conocimiento de la instauración del socialismo en la RPDC, de su Gran Líder, de su conocimiento de la teoría marxista y su aplicación en la práctica concreta de Corea, y por lo tanto apoyar su causa.

Hoy, los Comandantes Che Guevara y Kim Il Sung deben ser conocidos y emulados por todos los revolucionarios del mundo.

Jorge Luis Ubertalli Ombrelli para La Pluma, 30 de junio de 2016

Nota:

(1). El sistema de trabajo Dean consiste en la premisa  “todos para uno y uno para todos”, estimulando el trabajo y la acción colectiva. “Dentro de él, los superiores ayudan a los subordinados, los que saben enseñan a los que no saben, todas las personas se ayudan unas a otras como camaradas y todos los talleres cooperan estrechamente entre sí”. Kim Il Sung dijo: “El nuestro es un sistema de trabajo que hace a las personas trabajar y vivir de modo comunista. Une a todos por igual y logra desarrollar activamente su espíritu de abnegación y su iniciativa creadora, y por eso nos permite obtener mayores éxitos en la producción. La eficacia de este nuevo sistema proviene de la unidad y la cooperación, del entusiasmo consciente y la iniciativa creadora de las masas, y de la penetración profunda de la orientación del Partido en los niveles inferiores.” El Método de trabajo Dean, antiburocrático y solidario, el sistema Chongsari, el Songún y otros modelos a seguir en la construcción del socialismo y la defensa nacional son la salvaguarda de la nación coreana en lucha contra el imperialismo y sus satélites.

Editado por María Piedad Ossaba

Jorge Luis Ubertalli, periodista, poeta y escritor. Nacido en Buenos Aires el 24 de diciembre de 1947, vivió en Nicaragua Libre desde 1979 hasta 1983. Ha publicado varios libros, entre ellos "Colombia en la Mira- Breve Reseña de la Agresión Imperialista, Estatal y Narcoparamiliar" editado en 1999. Descabalgando el Tiempo. Me/moría de vida en 2013. Colaborador de la Pluma.

Crónicas y poemas de Jorge Luis Ubertalli publicados por La Pluma


Palabras clave:El Che  Kim Il Sung  Cuba  República Popular Democrática de Corea  Comandantes revolucionarios  construcción del socialismo  modelo teórico-práctico  lucha contra la burocracia  internacionalismo revolucionario  pueblo  clase trabajadora  conciencia  motivación ideológica  estímulo moral  combate integral al opresor  

Actualizado ( Viernes, 08 de Julio de 2016 10:48 )  

Otros artículos relacionados

Colombia : Manifiesto por la paz, hasta la última gota de nuestros sueños...   

 Colombia: Manifiesto por la paz, hasta la última gota de nuestros sueños

Existe en el corazón de América un refugio humano abrazado a tres cordilleras, arrullado por exuberantes valles, frondosas selvas, y bañado por dos océanos... Leer / firmar manifiesto

Contador de visitas

mod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_counter
mod_vvisit_counterHoy30884
mod_vvisit_counterAyer81351
mod_vvisit_counterEsta semana355303
mod_vvisit_counterSemana precedente558884
mod_vvisit_counterEste mes1844241
mod_vvisit_counterMes precedente2168160

We have: 416 guests, 15 bots online
Tu IP es: 54.80.82.9
 , 
Hoy es el 24 de May de 2018